Publicado en: martes 6 de noviembre de 2018

Una de las primeras referencias al uso clínico del lavado pulsado en la limpieza de heridas fue en una nota clínica de 1978 en Physical Therapy, en la que Nourse y Myrers describieron el uso de un dispositivo de irrigación dental para limpiar una úlcera por presión. [*1]

El lavado pulsado es una forma de hidroterapia mecánica que se utiliza para desbridar heridas y tejido necrótico, y para eliminar los restos de una herida, especialmente antes de una artroplastia de cadera y rodilla. Los estudios sugieren que el desbridamiento de las heridas con un lavado de pulso puede mejorar el crecimiento del tejido al eliminar los desechos y el tejido necrótico sin dañar o alterar los tejidos normales subyacentes. [*3]

Pero, ¿qué evidencia hay para respaldar estas afirmaciones y qué hace que una buena Lavado de pulso?

Siga leyendo para conocer nuestras cuatro características y datos clave a tener en cuenta al elegir un lavado de pulso.

Lavado pulsado en procedimientos articulares, revisiones y cuidado de heridas

 

Eakin quirúrgicoLa limpieza de heridas es esencial en el tratamiento de heridas y se utiliza para facilitar el proceso de cicatrización. En la década de 1950, Liedberg et al demostraron que cuando las concentraciones bacterianas de estreptococos, pseudomonas o estafilococos eran superiores a 100.000 organismos por gramo en los tejidos, se destruían los injertos de piel de los conejos. Casi 20 años después, en 1969, Robson y Heggers resumieron estudios militares y civiles que examinaron el nivel crítico de carga bacteriana necesaria para producir sepsis de heridas y falla en la cicatrización. Llegaron a la conclusión de que la cicatrización de heridas solo es posible cuando los recuentos de bacterias se mantienen a una concentración de 100.000 organismos por gramo o menos. [*1]

Un estudio adicional de Constantine y Bolton supuso que la presencia de tejido necrótico o escara, dentro de una herida o en el margen de la herida, impide la contracción y el cierre de la herida.

La investigación concluyó que el tejido necrótico en una herida proporciona un entorno que facilita la infección de la herida. La práctica médica actual incluye la limpieza y desbridamiento de heridas para eliminar los impedimentos al proceso de cicatrización y facilitar la progresión de la fase inflamatoria a la fase proliferativa de cicatrización de heridas. [*1]

Por supuesto, el lavado pulsado no es la única opción para el desbridamiento de heridas. Sin embargo, la investigación sugiere que la irrigación con presiones de menos de 4 psi puede ser insuficiente para eliminar los patógenos de la superficie y los escombros, pero que las presiones de irrigación de más de 15 psi pueden causar traumatismo en la herida o incluso llevar bacterias a las heridas. * 1 Algunos de los métodos de limpieza de heridas más comunes incluyen frascos para verter o exprimir, jeringas de bulbo o pistón, irrigación de pistón y agitación con hidromasaje. [*1]

Irrigación y succión pulsátiles controladas

 

Hay investigaciones limitadas que comparan la efectividad de la bañera de hidromasaje (uno de los tipos más antiguos de hidroterapia * 4) versus el lavado pulsado en la limpieza de heridas. Sin embargo, hay dos estudios que sugieren que el lavado pulsado después de la agitación de la bañera de hidromasaje es más eficaz para eliminar las bacterias que el lavado pulsado solo. Un estudio más reciente encontró que el lavado pulsátil era más efectivo que el hidromasaje para promover la cicatrización de heridas. [*1]

La irrigación a presión se puede administrar al mismo tiempo que la succión, eliminando la solución de irrigación del área objetivo. En la limpieza de heridas, el lavado pulsado se utiliza para eliminar los agentes infecciosos y la suciedad de la superficie de la herida. Este método de limpieza de heridas se conoce por varios nombres, que incluyen "lavado", "lavado con chorro de agua", "lavado mecánico", "lavado pulsátil", "irrigación mecánica" e "irrigación a alta presión". [*1]

Haynes et al compararon los efectos del lavado pulsátil y el remolino sobre la tasa de formación de tejido de granulación en 13 sujetos con una variedad de heridas abiertas crónicas. Siete sujetos recibieron lavado pulsado y 6 sujetos recibieron hidromasaje. La tasa de formación de tejido de granulación para los pacientes que recibieron lavado pulsado (12.2% por semana) fue mayor que la tasa de granulación de los pacientes que recibieron hidromasaje (4.8% por semana). [*1]

Presión hasta 15 psi

 

Rodeheaver et al estudiaron el efecto del riego en la remoción de S. aureus y partículas del suelo de heridas contaminadas experimentalmente en 4 grupos de ratas. Cada grupo fue expuesto a 1 de 4 presiones de impacto: 1, 5, 10 o 15 psi. Las presiones de impacto de 1 y 5 psi, aunque eliminaron 48,6% y 50,3% de los contaminantes, respectivamente, fueron ineficaces para prevenir la infección. En ambos grupos, las ratas desarrollaron infecciones clínicas de heridas.

Los grupos expuestos a presiones de impacto de 10 y 15 psi experimentaron la eliminación de 75,7% y 84,8% de contaminantes de la herida, respectivamente. Las tasas de infección de estos grupos fueron más bajas que las tasas de incidencia para el grupo expuesto al riego a una presión de impacto de 1 psi. [*1]

En el otro extremo de la escala, existe la preocupación de que el uso de demasiada presión en la limpieza de heridas con lavado pulsado podría causar más daños.

Se han realizado varios estudios que investigan los riesgos potenciales relacionados con el lavado por pulsos a alta presión. Estos incluyen el desarrollo de bacteriemia tras el lavado de la contaminación de las heridas, la traumatización de las heridas y la diseminación de partículas o bacterias a través de la herida a los tejidos circundantes. [*1]

Mejora de la fuerza de fijación del reemplazo articular.

 

Además de su uso en el desbridamiento de heridas, el lavado por pulsos se usa ampliamente en ortopedia, particularmente en artroplastia de cadera y rodilla, para preparar el sitio quirúrgico para la nueva articulación. Se dice que la irrigación pulsátil mejora la supervivencia radiográfica en el reemplazo total de rodilla cementado. Además, se ha asumido una mejora potencial de la resistencia de fijación, basada en una mayor penetración del cemento. El aflojamiento aséptico del componente óseo tibial cementado puede ser problemático y es una de las principales razones del fracaso. La interfaz hueso-cemento es especialmente crítica en términos de supervivencia del implante.

Un estudio se propuso evaluar la influencia del lavado pulsado sobre la fuerza de fijación del componente tibial y la penetración del cemento óseo. El estudio se llevó a cabo en seis pares de especímenes cadavéricos. Después de la preparación quirúrgica, se irrigó la superficie tibial usando lavado pulsátil en un lado de un par, mientras que en el otro lado se aplicó lavado con jeringa. Todos los componentes tibiales se implantaron utilizando la misma técnica de cementación. La fuerza de fijación de las bandejas tibiales se determinó mediante una prueba de extracción con una máquina de prueba de materiales. La mediana de las fuerzas de extracción y la penetración del cemento mejoraron significativamente en el grupo de lavado pulsado en comparación con el grupo de lavado con jeringa. El estudio concluyó que el lavado pulsátil debe considerarse como un paso de preparación obligatorio al cementar los componentes tibiales en la artroplastia total de rodilla. [*2]


Los estudios anteriores concluyen que el lavado pulsado es beneficioso tanto para el desbridamiento de heridas, ya que puede ayudar a la cicatrización, como para el reemplazo de la articulación, ya que puede mejorar la supervivencia radiográfica de una nueva articulación.

Nuestro lavado de pulsos es una solución rentable y de un solo uso. Lavado de pulsos profesional de un solo uso (S353) tiene una batería incorporada y se suministra con 2 puntas (punta de canal coaxial largo (femoral) y punta cónica de 30 mm). Es adecuado para su uso en procedimientos de articulaciones totales, revisiones ortopédicas y cuidado de traumatismos y heridas.

Para más información sobre este producto haga clic aquí o contáctenos al +44 (0) 2920767800 o al [email protected]



¿Quieres leer más como este? haga clic aquí para suscribirse a nuestra lista de correo para recibir nuestras últimas noticias y blogs directamente en su bandeja de entrada.

¿Quieres leer más como este?

Regístrese en nuestra lista de correo para recibir nuestras últimas noticias y blogs directamente en su bandeja de entrada.